91 179 25 38  | servicedoor@servicedoor.es
Puertas correderas, ¿cómo mantenerlas correctamente?
23
Ago

Hoy veremos los aspectos más importantes que tenemos que tener en cuenta para realizar el mantenimiento de las puertas correderas. Al igual que las puertas basculantes, las correderas se encuentran normalmente en garajes. El mantenimiento de las mismas es sencillo y fácil respecto al servicio que dan. Sin embargo, es importante realizarlo para asegurarnos de su durabilidad.

 

En primer lugar y como ya hemos dicho en anteriores entradas, la lubricación de la puerta es muy importante. En el caso de las puertas correderas debemos asegurarnos de una buena limpieza y engrasado del carril. Es aconsejable que lo barramos o aspiremos y tras esto pongamos unas gotitas de aceite. Además, también se aconseja emplear polvo de grafito en la parte elevada del carril por donde la puerta desliza. Así mismo, hay que revisar el carril y comprobar que no esté desviado. Si es así, podemos usar un taco de madera contra la parte doblada y darle golpecitos hasta enderezarla.

 

puerta_corredera_partes

Por otra parte, tenemos que asegurarnos de que la puerta se deslice suavemente sobre sus ruedecillas. Tendremos que ajustarlas en caso de que no estén alineadas correctamente para facilitar el deslizamiento. En caso de que el problema sea mayor, podemos reemplazar las ruedecillas por unas nuevas y así evitar atascos.

 

Es importante realizar este paso con una cadencia de dos meses, y también asegurarnos de engrasar con grasa en spray los puntos que facilitan el giro del motor y la puerta. Sin embargo, no es necesario engrasar el motor ya que en su fabricación ya se ha realizado este paso apropiadamente para que no entre la suciedad.

 

Además, debido a que este tipo de puertas tienen el motor colocado a nivel del suelo, los insectos y otros animales pequeños tienden a entrar atraídos por el calor que genera el transformador de corriente. Muchas veces incluso se les ha dejado la entrada de cables libre por la parte de abajo. Para evitar esta complicación deberemos sellar la entrada o colocar veneno para ratones en la entrada, siendo siempre muy prudentes con los niños y mascotas.

 

Para solucionar estos problemas no dude en contactar con nosotros. También si quiere realizar algún comentario o tienen alguna duda al respecto. Desde servicedoor estaremos encantados en ayudarle. Puede localizarnos en el 91 179 25 38.

logo-service-fondo-transparente-con-numero

 

 

 

Pon tu Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *